El jueves 5 de mayo se reunió de manera virtual la Asamblea de Afiliados/as de la ADUNLu con el objeto de evaluar el Mandato al Plenario de Secretarías Generales de la CONADUH que se realizará en el día 6 de mayo en su sede nacional:

Luego de un intercambio y deliberación, por unanimidad, la asamblea resolvió:

-La necesidad de la inmediata reapertura salarial ante la escalada inflacionaria.

-Iniciar un plan de lucha nacional de la Federación, comenzando con un paro de 24 horas para la semana próxima con una instancia de evaluación hacia finales de dicha semana. Además, profundizar la campaña nacional de visibilización en defensa del salario, en todo el país y particularmente en la UNLu. Junto a ello, profundizar las acciones gremiales en reclamo de una urgente actualización (por encima de los índices de inflación) del presupuesto para educación, ciencia y universidad.

Ratificar el pliego votado por la asamblea anterior (marzo del 2022):

-Salario del Cargo Testigo (Ayudante 1º con semiexclusiva) igual o mayor a la canasta básica (línea de pobreza) tomado como referencia hasta la elaboración de valores que conforman una canasta básica universitaria.

-Un porcentaje global de aumento inicial que, al menos, iguale las estimaciones inflacionarias previstas para el año en curso (superiores al 60%);

-El ofrecimiento en cuotas no colabora en la recomposición salarial por lo que consideramos importante que la cantidad de cuotas sean menores, cercanas en el tiempo y acumulativas.

-La introducción de una cláusula de indexación salarial automática (“gatillo”) por los niveles inflacionarios existentes.

-La continuidad y el aumento del Bono por Conectividad, resulta indispensable para el sostenimiento de nuestra labor, las herramientas y los recursos para nuestra labor virtual/remota la continuamos pagando con nuestros salarios.

-Un Plan de Recomposición Salarial tendiente a recuperar una pérdida salarial estimada en el 30% durante el período 2015-2021.

Por último, la asamblea consideró la necesidad de que la Federación inicie una campaña nacional de visualización en rechazo al avance de la virtualización de las carreras universitarias.